e-learning


Ing. Mariana López
Titular de Labor Soluciones Virtuales

http://www.infolabor.com.ar
mariana.lopez@infolabor.com.ar

15 de octubre / 1 de noviembre de 2004
El C.B.T. – el e-learning – el b-learning en las Empresas

Hace 7 años que incursioné en el desarrollo de cursos, utilizando tecnología y facilitando el aprendizaje a distancia. Tuve la oportunidad de liderar un proyecto para una importante Institución Financiera, con más de 100 sucursales en todo el país donde era necesario instalar nuevos paradigmas educativos facilitando el acceso a más de 2.000 personas que en la modalidad presencial era imposible efectuarlo.

En aquel entonces, todavía no existía la palabra e-learning como se la conoce y utiliza hoy día, además la experiencia de utilizar tecnología educativa en las Empresas en Argentina eran mínimas sumándose además la idiosincrasia del alumno quien prefería la presencia del profesor / entrenador.

Posiblemente en la actualidad quien por primera vez esté por implementar programas de e-learning cuente con algunas ventajas (mayor experiencia en el mercado proveedor, aceptación y utilización de los empleados de nuevas modalidades comunicacionales como es la Intranet de una empresa, el correo electrónico y el chat respectivamente), pero también tropezará con algunos inconvenientes principalmente relacionados con la elección de una u otra solución tecnológica, como así también como implementar dicho proyecto en la Organización o como hacer para que los empleados estudien, aprendan y lo apliquen, sumándole un monitoreo respecto al retorno sobre la inversión (ROI).

Todo avance trae aparejado ventajas y cuidados a considerar, es por ello que bien vale la pena algunas recomendaciones a la hora de incursionar con dicha modalidad.

¿Todo puede ser enseñado por el e-learning?

El Mercado mundial comienza a plantearse la conveniencia del uso de la tecnología en la educación y como compatibilizarla con las actividades presenciales tanto áulicas o de out door. Dichas iniciativas reciben el nombre de blended – learning.

En un programa formativo resulta de la experiencia, la conveniencia de la combinación adecuada de cada una de las modalidades disponibles, con la finalidad de que se complementen. Una adecuada dosificación permitirá que quienes deben incorporar conocimiento no rechacen estas nuevas modalidades y puedan autoadministrar la incorporación de los conocimientos como así también poner en práctica las habilidades requeridas.

Una estrategia cuando se intenta implementar un programa de e-learning en una organización sería plantearse en los primeros 2 o 3 años que dicha solución integre el 15 a 20 % del entrenamiento integral, para ir progresivamente año tras año arribando a un ideal del 40 a 50 % de afectación, complementándose los programas con actividades presenciales. Respecto a los contenidos considerar si se tratan de actividades actitudinales, de practicar habilidades o de adquirir conocimientos, ya que a partir de dicha temática se debería definir si los mismos serán presenciales o a distancia y como se combinarán (blended learning).

Recuerdo que me pidieron un programa para reconvertir y acompañar el aprendizaje respecto al perfil del personal, ya que se estaba diseñando una nueva modalidad de atención al público, que implicaba adquirir nuevos conocimientos de productos, nuevos procedimientos y modalidades de atención tendiente a la satisfacción de los clientes.

Nuestras soluciones, se complementaron con el Departamento de Capacitación, con quienes trabajamos mancomunadamente para elaborar un único diseño educativo que permitiera cursar a través de tecnología, contar con tutores de estudio que fomentaran y favorecieran dicha modalidad, apoyarse en una modalidad de Foro asincrónico, ya que el cliente así lo solicitó y posibilitar información sobre el aprendizaje en red de todos los intervinientes, ello favoreció por último que un grupo de instructores internos realizaran talleres de sensibilización y simulación en la nueva modalidad de atención.

Dicho programa lleva 4 años ya implementado donde tan solo se realizó un pequeño ajuste en el contenido de los cursos que son tomados por las nuevas incorporaciones.

¿Cómo diseñar el entrenamiento?

Si bien en la práctica es difícil separar las etapas en el diseño de una actividad, podemos mencionar que las mismas son:

1. Identificación de las necesidades y competencias : Se analiza la modalidad de estudio, si se complementa con actividades presenciales, si el cliente aportará el contenido del curso (fundamentalmente si se trata de productos, procedimientos, normativas, etc), cual es el objetivo, resultado y medición que se quiere realizar del aprendizaje.

2. Solución formativa : Dependiendo de las necesidades, se diseñan la o las soluciones, que pueden ser complementarias de actividades presenciales o bien la actividad principal, ya que ello es fundamental para determinar no sólo el contenido del curso, sino los recursos que se utilizarán y como impactará en el aprendizaje del alumno.

3. El desarrollo del curso : Se orienta para que el usuario (alumno), pueda participar, practicar y equivocarse en un ambiente que es de aprendizaje, para ello la selección de los recursos multimedia, considerando un entorno audiovisual y con intervenciones continuas del alumno asegura el aprendizaje.

4. La revisión y la aprobación : Es fundamental aprobar y consensuar el contenido, el tiempo de duración del curso, el entorno tecnológico, la navegabilidad, el impacto visual y la profundidad de los test de conocimiento o de aprobación de los cursos, de utilizarse foros, chateo o tutores de estudio, quienes serán y si será necesario capacitarlos en dichas funciones.

¿Es caro incursionar en el e-learning?

En el mercado hay proveedores para todas las necesidades y dependerá de lo que esté solicitando, (una plataforma, un administrador de estudios, el diseño de un curso, etc), por eso es muy importante asesorarse antes sobre que es lo que se quiere y por donde empezar para luego ir creciendo, mi recomendación aquí es hacer benchmarking, aprender de las mejores prácticas y de aquellas Empresas que están más adelantadas en dicha modalidad.Otra recomendación es no estar cautivo de un solo proveedor, tener una solución que permita que diferentes proveedores puedan nutrirlos de cursos, ello favorece la diversidad, la creatividad y el empleado se verá favorecido.

Por último, empiece de menor a mayor, he visto empresas malgastar dinero en grandes proyectos que no fueron aprovechados integralmente por carecer de una visión sistémica e interdepartamental (forme un comité de proyecto que involucre a la mayor cantidad de áreas de su empresa).

¿Las Pymes pueden utilizar el e-learning?

Vale la pena comentarles que hace 6 meses diseñamos una solución para una Fundación que a su vez imparte entrenamiento en la Región de Cuyo, donde están formando a través del Crédito Fiscal a más de 20 Hoteles y Empresas de Turismo.

El desafío fue trabajar en un diseño para personas que por primera vez utilizarían en este caso un C.B.T. y aplicado a 20 empresas (familiares en su mayoría), con personal de diferente estrato y formación (mucamas, recepcionistas, encargados, gerentes, mozos, etc.), la amigabilidad de la solución tecnológica sumada la necesidad de aprendizaje posibilitó que el programa pudiera cumplirse sin sobresaltos, donde a cada alumno, se le entregó un CD donde figuraba toda las instrucciones y el sistema les imprimía luego un certificado donde constataba el nivel obtenido en el cuestionario. El CBT corría en una máquina hogareña

Recomendación: Si una Empresa necesita entrenar a muchos empleados, los mismos geográficamente están dispersos o bien no pueden estudiar en horario de atención, y se cuenta con presupuestos acotados, no por moda, sino por necesidad incursionar con C.B.T. o plataformas educativas (e-learning), combinadas con actividades presenciales (b-learning), facilitará a la gente de Recursos Humanos, cumplir con uno de sus objetivos que es la formación del personal y secundariamente repercutirá en un mejor clima de trabajo, ya que cada alumno, le pondrá su tiempo, su modalidad de estudio, podrá utilizarlos a los cursos luego como consulta y redundará todo ello en tener gente más calificada y preparada para acompañar a las Empresas en el cotidiano desafío de adaptarse al cambio continuo.

Si están pensando en implementar un programa de e–learning, deberían mínimamente conocer el mercado de proveedores, cuales son las soluciones que ofrecen, como es o son las modalidades de contratación, como será la vinculación, que nivel de autonomía o dependencia lograrán, cual será la calidad de los diseños educativos y de sus actualizaciones. Estas son algunas de las recomendaciones que son necesarias considerar al momento de llevar adelante un proyecto de estas características.

Como cualquier proyecto tecnológico, de nada servirá adquirir una plataforma educativa o solicitar el diseño de cursos virtuales, si en su organización no se lleva a cabo un verdadero cambio cultural consistente en que cada persona deberá ser responsable de su autoformación y actualización permanente, ya que esta modalidad exige una proactividad por parte de cada persona en poder estudiar y profundizar los contenidos ofrecidos. Asimismo la Organización deberá facilitar el tiempo para que cada persona pueda estudiar en su puesto de trabajo. Y se deberá coordinar la etapa de transición y de involucramiento de los facilitadores de estudio.

más notas

imprimir nota

Información: info@caminandoutopias.org.ar


mail2web.com - Lea su correo electrónico

Lea todos sus correos POP3 desde cualquier equipo, en cualquier lugar del mundo.
¡Sin necesidad de registrarse!

Creative Commons License This work is licensed under a Creative Commons License.