actualidad



LA NACION | 17.05.2004 | Página 04 | Economía

15 de mayo de 2004
Internet crece, pero afronta dificultades regulatorias
Los cuatro principales proveedores dejan la cámara del sector

Durante los próximos meses podrían continuar los problemas de acceso a Internet. En los últimos meses se agudizó la crisis de visibilidad de muchas páginas y de lentitud en el acceso a la Red por parte de los usuarios argentinos.

El problema, que comenzó en noviembre, tiene que ver con un conflicto comercial en el que una parte de los proveedores de acceso a Internet (ISP, por su sigla en inglés), que agrupa a cuatro empresas (Telefónica, Telecom, Impsat y Prima, del grupo Clarín) y que controla el 50% del tráfico, se enfrentó con otra, que suma 30 empresas y maneja a la otra mitad de la clientela. La pelea afecta a los usuarios de los servicios pagos y gratuitos, de banda ancha o de acceso telefónico.

Las 34 empresas en cuestión conforman la Cámara Argentina de Base de Datos y Servicios en Línea (Cabase), que es la que puso en funcionamiento un NAP (punto de acceso o enlace) nacional que administra y redistribuye el tráfico de Internet. A Cabase se conectan los proveedores mediante "caños" de distinta capacidad. Cabase direcciona los contenidos que llegan por el "caño" de un proveedor y los "rutea" por el de otro. Este acuerdo, que implica utilizar las vías provistas por cada proveedor, es gratuito, o era. En noviembre pasado, las telefónicas notificaron a los proveedores más pequeños que se comenzaría a cobrar de acuerdo con el uso de las redes. Las negociaciones no avanzaron y las telefónicas aplicaron restricciones para el uso de la Red, lo que causó problemas de tráfico y de visibilidad de distintos sitios de Internet.

Las telefónicas argumentan que ellos fueron los que invirtieron en infraestructura y que los demás la utilizan para brindar servicios a terceros. "Son como esa gente que puede pagar, pero se cuelga del cable", dijo un ejecutivo de una de las cuatro principales proveedoras de acceso a Internet. Del otro lado, donde se encolumnan Iplan, Netizen, Fibertel, entre otras, dicen que los del G-4, como se conoce a los cuatro grandes, son como "piqueteros electrónicos. Se paran en la mitad de la calle y no dejan pasar a nadie", se queja otro empresario.

A pesar de que la Subsecretaría de Defensa del Consumidor, a cargo de Patricia Vaca Narvaja, emitió una resolución por la que obligaba a las empresas a restablecer la calidad del servicio, las empresas apelaron la medida. Y, como se trata de un sector desregulado, parece que la única solución es el acuerdo entre las empresas.
Para el analista Enrique Carrier, el vacío legal que existe en este asunto potencia la división: "El Estado debería regular las prácticas para que no se afecte la comunicación de cinco millones de personas".

Según Trends Consulting, en la Argentina la cantidad de abonos pagos a Internet suma unos 1.880.000 usuarios. Habría otros tantos que acceden desde cuentas gratis. Los usuarios de banda ancha suman unas 250.000 cuentas, entre accesos inalámbricos fijos, cablemódem y ADSL); este segmento es el de mayor crecimiento, con un índice del 78 por ciento. El año pasado, los proveedores de Internet facturaron $ 507,8 millones, lo que representa un aumento del 25,8% del valor de mercado del año anterior.


http://www.lanacion.com.ar/04/05/17/de_601862.asp

LA NACION | 17.05.2004 | Página 04 | Economía

más notas

imprimir nota

Información: info@caminandoutopias.org.ar


mail2web.com - Lea su correo electrónico

Lea todos sus correos POP3 desde cualquier equipo, en cualquier lugar del mundo.
¡Sin necesidad de registrarse!

Creative Commons License This work is licensed under a Creative Commons License.