actualidad

Por Beatriz Busaniche
beatriz@maxmedia.com.ar
Por la Paz - La Guerra y la Red
Mientras las bombas caen sobre Irak y el mundo no puede creer que semejante masacre sea real, las redes de información trabajan intensamente por la paz.

Teléfonos celulares, cámaras digitales, computadoras portátiles, conexiones inalámbricas son algunas de las innovaciones tecnológicas que los movimientos pacifistas están utilizando día a día para protestar contra la guerra y reportar sus actividades a través de la web.

Esta es, de hecho, la primera guerra que se puede seguir las 24 horas a través de la red de redes. Internet no solo cumple aquí un papel informativo sino que pone al servicio de la ciudadanía algunas de sus ventajas más atractivas: la interactividad y la flexibilidad para administrar contenidos desde los más remotos sitios.

Las masivas movilizaciones a favor de la paz se coordinaron y convocaron a través de la red. La mayoría de los eventos que ocurren durante esas jornadas de protesta contra la guerra se ven reflejadas en tiempo real en la web. Los sitios pacifistas divulgan en sus páginas panfletos listos para imprimir y repartir en cualquier parte del mundo. Las cadenas de mails instan a la gente a usar cintas blancas por la paz.

Improvisados reporteros capturan imágenes con sus cámaras y las vuelcan a la red para que todo el mundo participe de los eventos. Los hechos de violencia se denuncian fácilmente cuando hay una cámara adelante. Y de hecho, muchos hechos de represión se evitan gracias a que hay una cámara presente.

La central de medios independiente Indymedia cuenta con material volcado directamente por centenas de periodistas y reporteros que envían información desde Irak y la zona afectada por el conflicto. Esta es siempre una buena fuente para consultar, ya que los generadores de contenidos cargan directamente el material a la red sin pasar por ningún filtro editorial como si ocurre en los medios tradicionales.

El poder de la red está una vez más de manifiesto.

Un claro ejemplo fue el boicot a la Casa Blanca realizado por 400 mil personas que se pusieron de acuerdo vía Internet para saturar las líneas telefónicas de la sede del poder ejecutivo norteamericano tras el primer bombardeo.

¿Qué tiene que ver todo esto con el teletrabajo?

Mucho. Sencillamente porque esta exitosa organización de movimientos sociales y redes de acción nos prueba fehacientemente que la planificación y el cumplimiento de objetivos a distancia es posible y eficiente.

Miles de personas en todo el mundo interactúan así en una causa que es común y que los une en una comunidad con una base clara: detener los bombardeos sobre Irak.

Pero además, sobra decir que ante la crisis mundial que enfrentamos y de la que ningún rincón del planeta está ajeno, el miedo vuelve a ser una variable de peso.

Como sucedió tras los terribles atentados del 11 de septiembre de 2001 en Nueva York, el miedo a una masacre masiva crece en los EEUU. Ahora más que nunca, en medio de una carrera de violencia que resulta impredecible, el teletrabajo se presenta como una opción para aquellos que temen concurrir diariamente a grandes centros urbanos y comerciales.

El miedo y la defensa de la paz son dos caras de esta misma realidad que nos conmociona. . Son las reacciones de un mundo que está azorado ante los hechos que toda la civilización no ha podido detener.

En ambas caras, en la del miedo y la de la lucha por la paz, las tecnologías que nos acercan están presentes como respuesta.

Para participar de las campañas de paz y obtener información independiente contra la guerra, visita:

http://www.rebelion.org
http://www.indymedia.org/
http://www.brightpathvideo.com/
http://www.attacmadrid.org/
http://www.attac.org
http://www.movimientos.org

más notas

imprimir nota

Información: info@caminandoutopias.org.ar


mail2web.com - Lea su correo electrónico

Lea todos sus correos POP3 desde cualquier equipo, en cualquier lugar del mundo.
¡Sin necesidad de registrarse!

Creative Commons License This work is licensed under a Creative Commons License.