Teletrabajo en Argentina

Teletrabajo en Argentina

Sólo el 4% de las firmas argentinas utilizarían la modalidad del teletrabajo en relación de dependencia.

Teletrabajo en Argentina
Sólo el 4% de las firmas argentinas utilizarían la modalidad del teletrabajo en relación de dependencia.
Se pudo acceder a información sobre el teletrabajo en Un reciente informe realizado por el Ministerio de Trabajo de Argentina en el marco del programa @lis2 cofinanciado por CEPAL sobre: El desafío de las TIC en Argentina. Crear capacidades para la generación de empleo.
Algunos fragmentos dicen:
1- El avance de las TIC no solo afecta la interacción de las empresas con su entorno (clientes, proveedores, organismos públicos). También se redefinen los espacios y las formas de interacción hacia el interior de las firmas. En este sentido, la aparición de los ‘teletrabajadores’ -empleados que pueden desarrollar sus tareas desde sus hogares o puestos móviles- constituye uno de los principales efectos de las TIC sobre la organización del trabajo de las firmas.  
Si bien este tipo de modalidad laboral será más desarrollada en el capítulo 6 de este libro, cabe destacar que el teletrabajo no parece estar muy desarrollado aún en nuestro país. En efecto, sólo el 4% de las empresas aplica alguna variante del teletrabajo. No obstante, la tasa de aplicación asciende hasta el 21% en el segmento de las firmas multinacionales y cerca del 12% en las grandes empresas. 
Los resultados muestran que solamente el 4% de las firmas encuestadas aplica modalidades de teletrabajo. No obstante, la tasa de uso es considerablemente más elevada entre las filiales de las firmas multinacionales 
2- Respecto de los perfiles de trabajadores que acceden al teletrabajo, se observa que en el 66% de las firmas se ofrece esta posibilidad a los cargos gerenciales (66%), en el 46% a los supervisores y jefes y solamente en el 54% a otros trabajadores. Por su parte, las áreas de gestión de las empresas en donde se desempeñan los teletrabajadores son, según orden de importancia: el 28% en áreas de administración; el 26% en sistemas; 
el 24% en áreas comerciales; el 12% en producción; y por último, el 14% en otras áreas. También se observa que el 74% utiliza esta modalidad en más de un área de la organización. Mientras que el 26% de las empresas sólo la tienen abocada a un área determinada
3- Estos resultados indican que el teletrabajo no sería una modalidad tan difundida, hasta ahora, entre las empresas argentinas. Se trata de una práctica más frecuente entre las empresas grandes, en particular las que tienen como núcleo de negocio las actividades de informática, los call-center, empresas de servicios varios y las de comercio que cuentan con un área de informática propia. En el caso de las empresas más pequeñas el teletrabajo es una modalidad, que tal vez tenga una naturaleza más informal que en las empresas grandes, debido a que predominan empresas de comercio. Si bien no se analizaron los puestos ocupacionales de estas empresas se estima que podrían ser vendedores que trabajan desde su casa por objetivos (cantidad de clientes obtenidos, de ventas realizadas, etc.). La evidencia se aleja de las percepciones de los empresarios, que en un 18% manifestaron opinar que la incorporación de TIC puede permitir que cada vez más trabajadores desarrollen sus tareas desde sus hogares. Estas diferencias entre el discurso (18%) y los hechos (4,8%), permiten interpretar que lo “políticamente correcto” no siempre es lo que se hace o bien que, en la medida en que la valoración esté presente en el discurso reflejando una situación de transición, se podría llegar a un mayor uso del teletrabajo en un futuro (los empresarios ya estarían sensibilizados).
Creemos que sería interesante analizar los perfiles ocupacionales que no se abarcaron en este estudio, para comprobar que no solo son las actividades de ventas, muchas veces confundidas por los negocios en Internet son las que se desarrollan con el teletrabajo.
Seguramente quedará para otro estudio.

[15 de diciembre de 2011]

Se pudo acceder a información sobre el teletrabajo en un reciente informe realizado por el Ministerio de Trabajo de Argentina en el marco del programa @lis2 cofinanciado por CEPAL sobre: El desafío de las TIC en Argentina. Crear capacidades para la generación de empleo.

Algunos fragmentos dicen:

  1. El avance de las TIC no solo afecta la interacción de las empresas con su entorno (clientes, proveedores, organismos públicos). También se redefinen los espacios y las formas de interacción hacia el interior de las firmas. En este sentido, la aparición de los ‘teletrabajadores’ -empleados que pueden desarrollar sus tareas desde sus hogares o puestos móviles- constituye uno de los principales efectos de las TIC sobre la organización del trabajo de las firmas.  ... cabe destacar que el teletrabajo no parece estar muy desarrollado aún en nuestro país. En efecto, sólo el 4% de las empresas aplica alguna variante del teletrabajo. No obstante, la tasa de aplicación asciende hasta el 21% en el segmento de las firmas multinacionales y cerca del 12% en las grandes empresas. 
  2. Respecto de los perfiles de trabajadores que acceden al teletrabajo, se observa que en el 66% de las firmas se ofrece esta posibilidad a los cargos gerenciales (66%), en el 46% a los supervisores y jefes y solamente en el 54% a otros trabajadores. Por su parte, las áreas de gestión de las empresas en donde se desempeñan los teletrabajadores son, según orden de importancia: el 28% en áreas de administración; el 26% en sistemas; el 24% en áreas comerciales; el 12% en producción; y por último, el 14% en otras áreas. También se observa que el 74% utiliza esta modalidad en más de un área de la organización. Mientras que el 26% de las empresas sólo la tienen abocada a un área determinada.
  3. Se trata de una práctica más frecuente entre las empresas grandes, en particular las que tienen como núcleo de negocio las actividades de informática, los call-center, empresas de servicios varios y las de comercio que cuentan con un área de informática propia. En el caso de las empresas más pequeñas el teletrabajo es una modalidad, que tal vez tenga una naturaleza más informal que en las empresas grandes, debido a que predominan empresas de comercio. Si bien no se analizaron los puestos ocupacionales de estas empresas se estima que podrían ser vendedores que trabajan desde su casa por objetivos (cantidad de clientes obtenidos, de ventas realizadas, etc.). La evidencia se aleja de las percepciones de los empresarios, que en un 18% manifestaron opinar que la incorporación de TIC puede permitir que cada vez más trabajadores desarrollen sus tareas desde sus hogares. Estas diferencias entre el discurso (18%) y los hechos (4,8%), permiten interpretar que lo “políticamente correcto” no siempre es lo que se hace o bien que, en la medida en que la valoración esté presente en el discurso reflejando una situación de transición, se podría llegar a un mayor uso del teletrabajo en un futuro (los empresarios ya estarían sensibilizados).

 

Fuente: (http://www.eclac.cl/publicaciones/xml/7/45207/TIC_en_Argentina.pdf)